sábado, 2 de enero de 2010

Sigue el problema de las empanadas

Hace casi un año que publiqué este post y el problema sigue igual que en aquel entonces. ¿A alguien se le ocurre una solución?

Hasta hace no demasiado tiempo, las casas de empanadas sólo vendían una poca variedad de sabores de este alimento. Las opciones no salían de carne, jamón y queso, pollo, humita y atún (estas dos últimas ni siquiera eran fáciles de conseguir). Sin embargo, las modernas opciones de capresse, verdura, roquefort, calabresa, queso y cebolla, carne picante, carne cortada a cuchillo e innumerables etcéteras, ampliaron tanto la variedad que los negocios de empanadas se ven forzados a abominables métodos para intentar -sin éxito- diferenciar el contenido de cada una de ellas.
A grandes rasgos, pueden dividirse estos infructuosos intentos en dos grandes grupos:
* Los que sellan las empanadas con las iniciales de su contenido: Claro. Ésto podía funcionar cuando había cuatro o cinco sabores para elegir. Pero la cosa se complica cuando tenés treinta variantes y más si las letras se desdibujan con cierta facilidad. Uno no sabe si la letra "c" significa carne, carne picante, carne suave, calabresa, capresse, cantimpalo o ciruela (sí, juro que las he visto). Todo ello acarrea innumerables trastornos, principalmente dados por expresiones de la índole de "¡Qué asco! Yo quería carne suave y es carne picante ¡No soporto el picante!" Y el/la tipo/mina deja la empanada ahí, mordida en el medio de la mesa.
Yo siempre dudo acerca de si "CC" significará carne cortada a cuchillo o la existencia de una cuenta corriente dentro de la empanada.
* Otros negocios acompañan junto con el pedido un papel que procura traducir el significado del repulgue que cada empanada tiene. Pero claro, no hay forma de hacer treinta repulgues diferentes. Y no es raro escuchar discusiones tales como "¡No! Te digo que ésta es de pollo ¿No ves que la puntita está doblada cuarenta y cinco grados a la derecha y no sesenta a la izquierda como la de verdura?". Siempre hay un personaje en la mesa que cree poder interpretar al papelito traductor y se transforma en el blanco de toda clase de insultos cuando uno elige una empanada equivocada confiando en lo que aquél había interpretado.
Es hora de hacer algo para cambiar esta terrible realidad empanadil que nos aqueja. ¿Qué se les ocurre? ¿Volvemos a la limitada pero segura variedad de hace algunos años? ¿Prohibimos la posibilidad de elegir más de dos sabores diferentes en un mismo pedido? ¿Nos suicidamos todos incendiándonos en un fuego purificador? Díganme ¿qué hacemos?.

21 comentarios:

malmi dijo...

creo que lo mejor es pedir de a docena completa de algo para no confundirse... y a freezar! (poniendo cartelito claro...o volvemos al principio)

despues de todo... si hasta hace 5 años no conocíamos la empanada de cebollitas caramelizadas con roquefort... y sobrevivimos! vamos a poder seguir haciendolo.... no?

LadyMarian dijo...

Hay que pedir que lo envuelvan de forma que queden separadas y que además coloquen un cartelito. Sí, ya sé que es mucho pedir! Los consumidores deberían agruparse y quejarse. ;P

Mariposa Traicionera dijo...

Mirá, donde yo vivia (en alsina, lanus) habia una casa de empanadas donde te sellaban el gusto COMPLETO (o casi completo) de cada empanada, y de verdad nunca te equivocabas.

Mariposa Traicionera dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
Alejandroooo dijo...

La solución que propone Lady Marian prácticamente hace que el tema quede resuelto y no haya margen para más profundizaciones. La próxima vez que pida empanadas por teléfono les voy a pedir que hagan eso, es decir, que me hagan envolturas dentro del paquete con los sabores por separada y con el sabor de cada paquetito escrito con lapicera. Y como soy bien turro, les voy a pedir seis sabores diferentes...

Ann. dijo...

Pedir pizza.

histeriasdevida dijo...

pero si la incertidumbre de no saber qué empanada corresponde a quién y morder las puntitas e ir pasándolas es parte de la magia! (?)

Belenie dijo...

La solución, es hacerlas cada uno en su casa. No sé, a mí me salen ricas (:

Anónimo dijo...

pedir las empanadas en cajas separadas?... NO, ESCRIBIR EL NOMBRE COMPLETO DE LA EMPA!

Neleb dijo...

Conozco un solo negocio de empanadas que separaba a cada una con un cartelito con el nombre correspondiente y una aclaración de los ingredientes. Era genial. Era. Por supuesto, no duró mucho tiempo. Una lástima, las empanadas eran riquísimas y había de todo tipo.

1000_i dijo...

Es medio rebuscado, pero, podrian asignarle un número a cada sabor de empanada y luego sellarlas con dicho numero. Obviamente deberian adjuntar el papelito correspondiente con la lista de números que corresponden a cada sabor.

Natalia Alabel dijo...

La solución es armar canastitas en lugar de empanadas. Relleno a la vista y listo.

eMe dijo...

Eso te pasa por pedir muchos gustos diferentes: todo carne picante y listo!!!

Ud., recibió mi mail?

Capitana del Espacio dijo...

Ladrón, ponete a escribir!! Jaja

Ya lo dije, cartelitos sobre cada empanada y listo, no es tan difícil pero la complican siempre!

Un beso y feliz año!

William Scholl dijo...

Ya tengo la solución! Masa transparente!
Muy bueno su blog, Sr. Fantasma
W.S.

Karla Deseada dijo...

Mmm, y si son como las galletas chinas y el relleno es sorpresa...

Mirá me salió de carne picanteeeee... Y yo que tengo gastritis... XD

La masa transparente: TOuChÉ!!

amandastein dijo...

En uno de sus libros, Marcelo Birmajer sugiere ponerle a cada empanada un chip que cuando la apretás, diga "soy de pollo" o "soy de carne picante". El único problema sería tragarte el chip :-)

Saludos

Lucía dijo...

En Todo Relleno le ponen dos letras y te mandan el papelito con la aclaración. Las letras no se borran porque están "selladas" (no pintadas, es como un sellito que hace un relieve en la masa).

Hasta ahora nunca nos confundimos. Y además, las empandas son ricas, no como las que hace mi abuela, pero buenas.

la kolorada siniestra dijo...

Las coincidencias no existen! o si? hace unos días me acordaba de este post cuando me metí a la boca una empana de roquefort con todos los sentidos preparados para degustar pollo( esa es la peor parte de la cosa,mandarse algo pensando que es otra cosa) y hace dos días me pongo a escuchar unos mp3 de dolina y justo agarro el de "consejos " que era "el problema de las empanadas" y trataba sobre esto, hoy me decido a visitar blogs que leia antes de desaparecer de los blog y caigo aca y cual es el tema? se,se, las empanadas... querrrá decir algo? será un mensaje del mas allá? mmmmmm!

Franco (fvidiella.com) dijo...

aunque estuviera todo clarísimo, siempre está el que viene del baño justo cuando están todos bsucando las elegidas y diga: "uuuh, ya vinieron? Dejate de papelito, agarrá cualqueira que son todas ricas" y se come la de humita que habías pedido vos.

La verdad, no sabés qué vas a comer, pero tiene su magia.

Ale dijo...

http://semeapagoelpiloto.blogspot.com/2010/02/unidos-o-dominados.html

Y bué, quévasé.